Medicina de alacrán ha marcado la calidad de vida de los pacientes oncológicos

Oncologia.mx.- El cáncer representa una de las enfermedades más extendidas en nuestro país y una de las más complejas de tratar, teniendo como resultado más de 605 mil muertes anuales, de acuerdo a la Organización Mundial de la Salud. Los tratamientos convencionales someten a los pacientes a procedimientos invasivos, como cirugía, radioterapia y quimioterapia, opciones que disminuyen considerablemente la energía y la calidad de vida, debido a los efectos que ocasiona. 

Hoy en día, existen tratamientos holísticos que trabajan a un nivel más detallado, atacando únicamente las células cancerígenas, haciendo que los efectos secundarios sean mucho menos agresivos. Por tal motivo, los especialistas de Dellser, Centro Integral de Salud con 15 años de experiencia, se dieron la tarea de buscar una alternativa terapéutica natural que beneficiara la salud de los pacientes oncológicos y que, a la par, redujera los efectos de los tratamientos que se aplican en la actualidad para suprimir el cáncer. 

A partir de estos principios, seleccionaron un tratamiento basado en el uso de un producto denominado Escozul, descubierto en Cuba hace un poco más de 15 años, cuya substancia activa es una proteína extraída del veneno del alacrán azul que actúa como antiinflamatorio, analgésico, inmunomodulador e inhibidor de la angiogénesis, para ayudar de este modo a reducir las secuelas de los tratamientos médicos habituales y mejorar la calidad de vida de los pacientes oncológicos. El Escozul es administrado en dosis que dependen de las necesidades y tipo de cáncer que se haya manifestado en la persona. 

Se ha comprobado que este tipo de veneno de alacrán mejora muchos comportamientos de los pacientes, tales como el incremento del apetito, aumento de peso, mejoramiento de calidad del sueño, y contribuye a disminuir los efectos de los tratamientos que son recurridos, mejorando considerablemente la calidad de vida así como remisión del cáncer o tumor a enfrentar. 

Escozul no interfiere con otros medicamentos o tratamientos contra el cáncer, al contrario, es un complemento para mejorar la calidad de vida de todos los pacientes que transitan por esta enfermedad. Dicho tratamiento cuenta con el respaldo de los laboratorios Labiofam de Cuba.

“En Cuba, hace más de 20 años se descubrió el uso anticancerígeno del veneno de los alacranes y desde ese entonces se le da uso con diversos pacientes en el país. Los porcentajes de mejoría son muy notables, con un mayor rendimiento de vida y erradicación de células en la mayoría de los pacientes. Es por eso que decidimos expandir este tipo de alternativa medicinal a México, ya que se considera que el cáncer es la tercera causa de muerte aquí.” comenta el Dr. Alfredo Lau, médico cirujano y oncólogo, quien lleva trabajando con este método desde hace más de 10 años. 


Acerca Redacción

Equipo de redacción de la red de Mundodehoy.com, LaSalud.mx y Oncologia.mx

También te puede interesar

En México, la tasa de mortalidad por cáncer de mama es de 17.19 defunciones por cada 100 mil mujeres de 20 años o más

CáncerDeMama.mx .-De acuerdo con la Organización Mundial de la Salud (OMS), el cáncer de mama …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *