Radiografía en color cambiará la forma de diagnosticar el cáncer

  • Proyectos como El Gran Colisionador de Hadrones del CERN producen tecnologías derivadas cuya aplicación puede mejorar nuestra calidad de vida.

Gerardo Herrera Corral, ingeniero en Física, maestro en ciencias, doctor por la Universidad de Dortmund, Alemania y miembro de la Academia Mexicana de Ciencias, presentó ante un nutrido auditorio de jóvenes estudiantes, profesores, aficionados a la ciencia y la astronomía, socios y directivos de  Unión de Crédito Progreso, los avances del último año en la investigación de física de partículas que desarrolla como investigador en El Gran Colisionador de Hadrones proyecto de la Organización Europea para la Investigación Nuclear, CERN, por sus siglas en francés.

La charla con motivo de navidad sirvió para hacer un recuento de los acontecimientos científicos de 2013 que están en relación con la investigación en física de partículas y los trabajos de experimentación que se realizan en El Gran Colisionador de Hadrones, lo mismo que para detallar la utilidad práctica de algunas de las tecnologías que utilizan los científicos en dicho acelerador de partículas.

Destaca este año la divulgación ante la comunidad científica internacional de la última imagen de la radiación cósmica de fondo que conforma nuestro universo, presentada por los científicos el 21 de marzo, permitiéndonos con ello tener una noción más exacta de las condiciones que tuvo el universo temprano justo en el momento que la luz se hizo transparente y visible, apenas 380 mil años después del Big Bang.

Como parte de las investigaciones que los científicos desarrollan en El Gran Colisionador de Hadrones del CERN, Gerardo Herrera destacó que la tecnología que permite observar la estructura de la materia cuando el universo era teóricamente completamente oscuro, recrea condiciones de presión y temperatura extrema similares a las que tuvo el universo justo después del Big Bang, cuando en una fracción de segundo el universo pasó de tener el tamaño de un protón al tamaño de una naranja o pelota pequeña, estirándose por efecto de la partícula de Higgs para luego estabilizarse.

Este año los científicos Peter Higgs y Francois Englert fueron galardonados con el premio nobel de física por su aporte en el desarrollo de la teoría sobre la existencia de una partícula subatómica que confiere masa al resto (el bosón o partícula de Higgs), la cual se presume pudo ser causante del estiramiento que tuvo el universo los primeros segundos después del Big Bang, y cuya existencia se infiere empíricamente al hacer chocar protones formados por tres quarks que descubren luego de la colisión sólo dos fotones, siendo el fotón restante y que desaparece un efecto de la partícula de Higgs.   

La comprobación empírica de la existencia de la partícula de Higgs y el desarrollo teórico que sirve como marco de referencia para la afirmación de su existencia, así como la teorización y las nuevas interrogantes que derivan de dicha comprobación, son conocimientos científicos avanzados que tienen implicaciones en nuestra realidad cotidiana y mejoran nuestra calidad de vida, cambian nuestra perspectiva y nuestra forma de entender el mundo, siendo desarrollos teóricos avanzados en ciencia básica y experimentación científica que también tienen utilidad práctica.   

Los científicos han desarrollado junto con El Gran Colisionador de Hadrones tecnología que permite los experimentos que integran dicho acelerador de partículas; Gerardo Herrera destacó el MARS-CT scaning, aplicación que permite generar radiografía en color al medir las longitudes de onda de las partículas subatómicas, dicha tecnología podrá ser utilizada con fines médicos para permitir imágenes precisas de los órganos del cuerpo, permitiendo  generar radiografías en color de tumores y cáncer, tomando como referencia los rangos de color de la radiación de las partículas que conforman los órganos.

La aplicación práctica en el diagnóstico y tratamiento del cáncer de la tecnología MARS-CT scaning desarrollada por los científicos en El Gran Colisionador de Hadrones, está en su fase de experimentación y desarrollo pero ha sido ya utilizada con éxito en ratones, representa potencialmente un avance importante en la lucha por encontrar una cura o forma de combatir el cáncer, expresó el doctor Gerardo Herrera Corral, al concluir la rueda de prensa organizada por Unión de Crédito Progreso.

Acerca Redacción

Equipo de redacción de la red de Mundodehoy.com, LaSalud.mx y Oncologia.mx

También te puede interesar

IMSS implementará un ONCOCREAN en el HGZ No. 2 “El Marqués”, Querétaro.

El Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) hizo un llamado a madres y padres de …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *