Oncologia.mx - Prevención y detección oportuna en cáncer
Inicio | Noticias | Prevención y detección oportuna en cáncer

Prevención y detección oportuna en cáncer

Por
Prevención y detección oportuna en cáncer

Dr. Froylán López López, vocal de la Sociedad Mexicana de Oncología, SMeO 2016-2018

Este artículo también puede encontrarse en la Edición Impresa del mes de Octubre, Revista LaSalud.mx y Oncologia.mx impresa y distribuida en Milenio Diario e Instituciones de Salud, o en la versión digitalizada en ISSUU

Es de reconocer que la Mesa Directiva de  la Sociedad Mexicana de Oncología 2016- 2018, ha continuado trabajando en los logros de las  mesas  directivas  pasadas,  así como en  impulsar  y  desarrollar  nuevos proyectos, como el Congreso de Prevención y Detección Oportuna en Cáncer (COPREDOC), dirigido a médicos de primer contacto, médicos generales, médicos familiares y estudiantes de medicina.

Este Congreso tiene como objetivo principal concientizar a la comunidad médica no oncológica y que ven (de primera vez) a los pacientes con sospecha de cáncer, para así lograr combatir el retraso en los diagnósticos de cáncer y poder detectar a tiempo las diferentes neoplasias, y de esa manera, impactar en la sobrevida de los pacientes, ya que detectados en etapas tempranas tienen posibilidades reales de curarse.

Hemos desarrollado la cultura de la prevención en cáncer de mama, cáncer cervicouterino en la mujer y cáncer de próstata en el hombre, pero aún no lo hemos hecho con el resto de las neoplasias.

Esto ha condicionado que un grupo de neoplasias sigan detectándose en etapas avanzadas e incurables en un 80% de ellas, quitándoles la posibilidad de cura a esos pacientes.

Una de las neoplasias más mortales es el cáncer de pulmón, en donde el 85% de los pacientes se detectan en etapas localmente avanzadas o metastásicas, quitándoles la oportunidad de curarlos.

Los síntomas más comunes del cáncer de pulmón son: tos, disnea, pérdida de peso y dolor torácico.

Los factores de riesgo son: tabaquismo, la cual representa    la causa número uno de las muertes relacionadas al cáncer de pulmón.

Otros posibles riesgos para el cáncer de pulmón incluyen; historia familiar de cáncer, historia familiar de cáncer de pulmón y exposición a otros carcinógenos: arsénico, cromo, asbestos, níquel, cadmio, berilio, silicio y la asbestosis (Un 3  a 4% de los cánceres de pulmón son causados por exposición al asbesto).

Por otro lado, el cáncer de pulmón es una neoplasia que ha dado muchos avances a la oncología actual, ya que hemos podido abarcar múltiples tipos de tratamientos y blancos moleculares asociados a la quimioterapia. Se integraron  las  primeras  terapias   con Inhibidores Tirosín Quinasa, de primera, segunda y tercera línea y se agregó  el  uso   de   antiangiogénicos y finalmente se desarrolló la inmunoterapia,    siendo    una     de las neoplasias con un abanico de posibilidades terapéuticas, lo cual ha favorecido también un conocimiento exponencial sobre los biomarcadores predictivos y pronósticos en cáncer  de pulmón, siendo un modelo a seguir para otras neoplasias.

El cáncer de pulmón es la principal causa de muerte por cáncer. En el año 2017 se estiman 222,500 nuevos casos de cáncer de pulmón y de bronquios, y de éstos fallecen un total de 155, 870 (84,590 en hombres y 71,280 en mujeres). Un 18% de todos los pacientes con cáncer de pulmón se encuentran vivos a los 5 años o más después del diagnóstico.

Ha habido grandes progresos recientes en cáncer de pulmón tales como: screening, técnicas mínimamente invasivas para el diagnóstico y tratamiento, avances en radioterapia incluyendo radioterapia ablativa estereotáctica (SABR), terapias blanco e inmunoterapia.

Existe una relación causal entre el fumador activo y el cáncer de pulmón y también entre otros cánceres (Ejemplos: cáncer de esófago, cavidad oral, laringe, faringe, vejiga, páncreas, estómago, riñón, cáncer de ovario, cáncer colorrectal y cáncer cervicouterino).

Con respecto al screening en cáncer de pulmón en individuos con alto riesgo usando la tomografía de baja dosis.

El The National Lung Screening Trial (NLST) realizó un estudio aleatorizado controlado con más de 53,000 fumadores en donde se evaluó la Tomografía de baja dosis contra radiografía de tórax, mostrando una disminución de la mortalidad por cáncer de pulmón de un 20%.

Con base en ésto, la NCCN, ACS, U.S. Preventive Services Task Force (USPSTF), American College of Chest Physicians, European  Society For Medical Oncology (ESMO) y otras organizaciones, recomiendan el screening para cáncer de pulmón usando tomografía dosis baja para población seleccionada de alto riesgo y fumadores crónicos.

Obviamente este screening NO sustituye al DEJAR DE FUMAR. Las políticas en todos los países han trabajado para implementar medidas que favorezcan dejar de fumar y a las nuevas generaciones quitarles la intención de fumar dándoles a conocer los efectos que condiciona. Por tal motivo, uno de los tantos compromisos de la Sociedad Mexicana de Oncología es implementar la cultura de la prevención y la detección oportuna en cáncer, realizando los primeros 2 Congresos de COPREDOC 2016 y 2017 en la Unidad de Congresos del Centro Médico Nacional Siglo XXI.

Debemos extender esa inquietud a todos los Hospitales, Clínicas y Unidades de Oncología tanto   públicas   como   privadas,   para    que se desarrollen programas establecidos de prevención en las diferentes neoplasias que tienen alto índice de mortalidad y que aún no se han llevado a cabo como; cáncer de colon, cáncer de pulmón, cáncer de estómago entre otras. Este impacto debe comenzar con el conocimiento, por lo que en cada estado del país se deberán adecuar estas acciones y medidas de prevención de acuerdo a la epidemiología propia de cada estado.

Este artículo también puede encontrarse en la Edición Impresa del mes de Octubre, Revista LaSalud.mx y Oncologia.mx impresa y distribuida en Milenio Diario e Instituciones de Salud, o en la versión digitalizada en ISSUU

  • Enviar a amistad Enviar a amistad
  • Imprimir Imprimir
  • Texto sin formato Texto sin formato

Etiquetado como:

cancer, SMEO, oncologia, prevencion, detección, froylan lópez

Califica este artículo

0