Oncologia.mx - Mayoría de casos de cáncer cérvicouterino detectados en México, son en mujeres mayores de 50 años
Inicio | Noticias | Nacional | Mayoría de casos de cáncer cérvicouterino detectados en México, son en mujeres mayores de 50 años

Mayoría de casos de cáncer cérvicouterino detectados en México, son en mujeres mayores de 50 años

Por
Mayoría de casos de cáncer cérvicouterino detectados en México, son en mujeres mayores de 50 años

Vacuna contra el Virus del Papiloma Humano previene desarrollo de patología

Por Xochitl Celaya Enríquez

LaSalud.mx.- De acuerdo con estadísticas de GLOBOCAN 2012, la mayoría de casos de cáncer cérvicouterino (CaCu), detectados en México, son en mujeres mayores de 50 años que tienen una etapa avanzada de la patología, por ello se ha convertido en la segunda causa de mortalidad por neoplasias malignas en las mujeres.

Al respecto, Carlos Aranda Flores, jefe de Servicio de Oncología del Hospital General de México “Eduardo Liceaga” explicó que el CaCu se presenta cuando hay alteraciones en las células del cuello de la matriz y que en etapas avanzadas puede presentar síntomas como sangrado anormal, flujo vaginal y sangrado pos-coito.

El CaCu es una de las consecuencias de la infección por el Virus del Papiloma Humano (VPH) que puede transmitirse por medio del contacto de la piel infectada con el virus; sin embargo, cuando se adquiere la infección pueden pasar entre cinco a diez años para desarrollar una lesión precancerígena, de ahí la importancia de tratar este virus de forma temprana, aseguró el especialista.

El también presidente del Consejo Mexicano de Oncología explicó que uno de los principales factores de riesgo para desarrollar CaCu es la falta de uso de condón en las relaciones sexuales, ya que al estar expuesto a una piel infectada con VPH se puede adquirir el virus de forma fácil.

Aranda aseguró que para detectar la presencia del VPH, es necesario realizar una prueba de tamizaje (PAP-ADN) que consiste en tomar células del cérvix (cuello del útero), con un cepillo. Con esta prueba se pueden detectar lesiones que puedan desarrollar cáncer.

Si la prueba detecta células anormales, se debe realizar una colposcopía, consistente en examinar el cuello uterino mediante un microscopio que, junto con sustancias especiales, ayudarán a detectar lesiones premalignas. Esta prueba se debe realizar a partir del primer año que se ha comenzado una vida sexual de forma anual.

Aranda explicó que existen varios tipos de VPH; los de bajo grado que desarrollan verrugas, pero el sistema inmune reacciona y los elimina y los tipos 16 y 18, de alto riesgo, pues provocan lesiones vinculados con el CaCu.

En el mundo, el VPH es la infección de transmisión sexual más común ya que se presentan 500 mil casos anuales.

Otros factores

El especialista puntualizó que otros factores de riesgo para desarrollar CaCu es el tabaquismo, pues cuadruplican la frecuencia de la patología debido a que se ha comprobado que los cigarros contienen más de 19 sustancias cancerígenas; además, la mala nutrición propicia una baja las defensas del cuerpo, por lo que las mujeres son más vulnerables a adquirir virus.

Otro factor de riesgo para las mujeres es haber tenido muchos hijos, pues los cambios hormonales en el embarazo provocan traumatismos que pueden desencadenar CaCu, además las mujeres que viven con VIH no controlado, pueden ser más vulnerables a contraer VPH debido a una baja de defensas.

Aranda explicó que los hombres que no están circundados tienen mayor presencia de VPH, pues el prepucio mantiene mayor humedad y puede alojar más virus y bacterias. 

Una de las mejores formas de prevenir el VPH es a través de la aplicación de la vacuna tetravalente para los tipos 16 y 18, entre otros, ya que tiene una tasa alta de efectividad. Esta vacuna se puede aplicar desde los 12 años tanto a mujeres como a hombres y sólo se requieren 2 dosis, pues en la adolescencia la calidad de anticuerpos es buena; sin embargo, a partir de los 25 años se recomiendan tres dosis para mayor efectividad.

Patsy Pamela Ordoñez, directora de la Fundación Nacional para el Cáncer Cérvicouterino, aseguró que uno de los objetivos de ésta institución es prevenir y atender el VPH y el CaCu a través de la atención ginecológica, obstétrica y oncológica con especialistas certificados de alto nivel.

Con la finalidad de prevenir el incremento de VPH y CaCu en la población mexicana, la Fundación proporciona estudios de papanicolaou, colposcopía, electrocirugías, crioterapias (que trata de forma efectiva lesiones) y conización (cirugía para extraer tejido anormal del cuello uterino)  a costos accesibles.

Para mayor información consulta: http://www.funacc.org.mx/QuienesSomos.html

Fuente Notiese 

 
  • Enviar a amistad Enviar a amistad
  • Imprimir Imprimir
  • Texto sin formato Texto sin formato

Etiquetado como:

No hay etiquetas en este artículo

Califica este artículo

0